Existen muchas maneras de disfrutar de una jornada distendida con familia o amigos en las que la gastronomía suele ser el protagonista. Por nuestra zona lo más común es que nos encontremos con 3 menús estrella: la gachamiga, la paella o la barbacoa.

Es innegable el poder que tiene una barbacoa en el campo con familia o amigos, con un buen fuego hecho con leña, buenas charlas y buen producto. En Brasería Navarro buscamos eso, bajo un techo, en un recinto cerrado.

Las barbacoas han nacido tradicionalmente en el campo y tienen un carácter festivo y propio que cualquiera puede identificar fácilmente. Cuando se realiza una barbacoa, suelen haber muchas personas dispuestas a probar los productos y sabores de la parrilla, e incluso los peques disfrutan con la carne a la brasa y el acompañamiento vegetal porque en casa no les sabe igual.

En definitiva, reunirse para una barbacoa es reunirse para disfrutar junto a nuestros seres queridos de momentos especiales o acontecimientos importantes, compartiendo comida sana cocinada de un modo tradicional.

Esa es la esencia que buscamos en brasería Navarro, el carácter familiar, ameno, distendido y propio de una barbacoa, con la diferencia de que seremos nosotros quienes llevemos el plato a tu mesa y tú no tendrás que preocuparte por preparar las brasas, por que no se te queme la comida o por mancharte mientras preparas la comida para los demás.

¿Quieres disfrutar de la mejor carne a la brasa en un entorno familiar y agradable? ¡Reserva ya!